Mare Terra



Hoy clamo por ti
¡Madre Tierra!
por los seres que te habitan
y que sufren inclinando la cabeza.

Hoy mi ruego es
por los que viven espacios limitados
culpados por invadir
lo que para mi he tomado.

Mi súplica es por ti
¡Madre Tierra!
se han entibiado tus aguas
volviéndose violentas.

Por los cielos azules
lo verde, lo que vuela
la extinción sin piedad
hoy clamo por ti
¡madre tierra!.

Y por los metros trazados
con líneas imaginarias
que limitan el andar con vida
entre tus bosques y selvas.

¡Oh generoso planeta
que sufres ahogado silencio!
entre heridas y combates
ahora tu te revelas.

¿Cómo poder decirte
que te amo como eres?
¿cómo poder sanarte?
¿enjugarte entre mi pecho
y que otra vez sonrieras?

¡Hoy clamo por ti,!
¡Madre Tierra!
por los azules unidos
y por todo lo vivo
que aún te rodea.

Nunca admitiré
no contemplar el amanecer
ni escuchar los cantos
que hasta hoy te despiertan.

No me resignaré
a no verte adornada
ni a saber que en tus aguas
la vida ya no se mueva.

Quiero regar mi llanto
y que en tu amor florezca
¡hoy clamo por ti!
¡Madre Tierra!


Rosa María Baeza Miranda
(18-ABRIL-2007)
“TESORO DE RECUERDOS”
Registro de Derechos de Autor: 03-2007-060613263500-14